Plantas medicinales para tratar el acné

En la piel contamos con millones de pequeñas glándulas sebáceas que sufren mucho cuando se produce el acné. En la práctica del acné se caracteriza por la presencia de bultitos enrojecidos, acompañados o no de pus, que se aprecian en la zona de la piel sobre todo expuestas al aire, como la cara y el cuello. También puede aparecer en la espalda y el pecho,. Su origen hay que buscarlo en la obstrucción de las glándulas sebáceas de la piel, ya que, cuando su producción es elevada (elaboran una sustancia similar a la grasa o sebo), parte del material producido puede obstruir los canales de salida de la glándula y con ello aumentar de tamaños facilitar la hinchazón (inflamación) e incluso la contaminación de esa zona con bacterias habituales de la piel (estafilococos aureus) y la aparición de pus. A partir de los 10 años y durante la adolescencia, la actividad de las glándulas sebáceas es muy elevada ( por defecto de las hormonas sexuales sobre todo de los andróginos), por lo que las posibilidades de padecer acné son mayores.

Plantas medicinales para el tratamiento del acné:

acne-juvenil(1)

VÍA EXTERNA Por sus efectos antibacterianos

Equinacea: Por su efecto bactericida en el organismo, inhibe el crecimiento de la staphylococcus aureus.

Hipérico: por sus efectos antimicrobiano es adecuado para la piel, “la hipericina” posee una potente actividad antiviral, también es antiinflamatorio y regenerador.

Ajo: Se utiliza para el tratamiento del acné por sus propiedades antimicrobianas que resultan adecuadas para evitar infecciones.Contiene quercetina para desinfectar heridas y para acné…
También es un antiinflamatorio por sus compuestos sulfurados complementada por sus propiedades antioxidantes.

Tomillo: por sus propiedades antimicrobianas se utiliza para el acné, el aceite esencial de tomillo ha demostrado ser más efectiva que la crema tradicional para tratar el acné

Árbol de té: Si el aceite esencial de árbol del té es puro 100%, tendra propiedades antibacterianas, antifúngicas y antisépticas, lo que mejorará el acné leve en unas semanas; si el acné es grave, llevará unos meses. También reduce la infección presente y también puede ayudar a prevenir futuros brotes de acné.

VÍA EXTERNA por su efecto antiinflamatorio y cicatrizante:

Caléndula :  Para el tratamiento sintomático de las inflamaciones leves de la piel, y para la cicatrización de las heridas menores.

Ortiga: Es antiinflamatoria. Aplicación en vía externa para la piel.

Capuchina: Para el tratamiento de afecciones cutáneas: prurito y descamación del cuero cabelludo con caspa, alopecia , eritema solar y quemaduras locales y superficiales.

Aloe vera: Los estudios sugieren que los polisacáridos del la aloe vera estimulan el crecimiento de la epidermis. Ademas determinados nutrientes como el zinc la vitamina c y e contribuyen a los procesos curativos.

VÍA INTERNA por efecto depurativo

Bardana: Como depurativo en el tratamiento de fondo de problemas dermatológicos. Es empleada en la medicina china para tratar erupciones, hinchazones, granos. Reduce la inflamación y inhibe al staphylococcus aureus ( principal bacteria causante de infecciones de la piel) respalda su empleo en enfermedades inflamatorias de la piel, especialmente eccema.

Zarzaparrilla: Planta que limpia la sangre y arrastra toxinas, es un purificador de la sangre y para tratamiento para enfermedades de la piel como la psoriasis, el eccema por el acné. Las endotoxinas intoxican la sangre y también trastornas la función hepática especialmente en individuos que padecen psoriasis. La zarzaparrilla es un tratamiento eficaz  para la psoriasis.

VÍA INTERNA como depurador hepático

Cardo Mariano: Se utiliza vía interna para el tratamiento del acné y problemas cutáneos derivados del mal funcionamiento del hígado.
Contiene silimarina que ayuda a regular la función hepática y que desintoxica regenera al hígado frente a toxinas.

Deja un comentario